La edición de noviembre se presentó con novedades. Entre ellas, se inauguró la aplicación de El Zerouno, una app que permite conocer la información de cara al evento, como participantes, historia, agenda y votar en directo. Y además, se acabó el levantar la papeleta para votar al ganador del Game Glory.

Una vez presentado (otra vez) el plan del evento, llegó el turno para los miembros de Theseus Paradox Games. Damián Balduvino y Gerard Cano fueron los encargados de mostrar los avances de Aegean: Path of Eos.

Según cuenta Gerard Cano, la historia de Aegean: Path of Eos comenzó con la compra de la gafas de Realidad Virtual y la gratuidad del motor gráfico Unreal. Sumando a esto las herramientas que ya conocía, descubrió que quería mostrar los entornos de nuestra historia. Su pasión por la historia y por las historias con sus trasfondos (más ficticios que los primeros en muchos casos) fue esculpiendo Aegean: Path of Eos. Atentos a la banda sonora original. Impresionante. (min.09’30»)

A continuación vino Chloroplast Games. Pau y Alex, los que se atrevieron a enfrentarse al público, hicieron una introducción alejándose un poco del proceso de desarrollo y haciendo una mirada hacia esos otros departamentos que consideran vitales para el futuro de un proyecto. Con sus títulos Yukai Sword y Tile Tower, enseñaron su forma de ver los juegos.(minuto 15’13»)

En tercer lugar, aparecieron en escena los miembros de Visot Studios, Dani Torán, Eric Soto y Rui Sevila. Presentaron un proyecto en el cual llevan 5 meses de desarrollo: Radial Rimus, un juego de plataformas(minuto 27’22»).

En el cuarto y último turno tuvimos a WhyTenerife con Zulay Rodriguez en representación. Sin duda alguna el frio fueron sus primeras palabras, concepto que casi no existe en el archipiélago canario. WhyTenerife se fundamenta en la calidad laboral, temporal, profesional y, sobretodo, económica. Atentos a sus palabras (minuto 44’10»).

 

 

 

Share This